sábado, 28 de febrero de 2015

"DESAPARECIDOS", Mayte Dalianegra


A las madres y abuelas de la Plaza de Mayo

Te arrancaron del vientre
de tu amorosa madre.
La negaron y a ti te regalaron.

Creciste en la ignorancia,
tomando como padres
a aquellos camaradas
de sus verdugos.

Pero hoy, al abrazarte,
un sol de invierno
pudo resucitar
de sus cenizas,
y tu abuela —por fin—
pudo ofrendarle al viento
ese pañuelo blanco
que tras tan largo tiempo resguardó
su desconsuelo.

(Mayte Dalianegra)


Safe Creative #1202281214599

Pinturas: retratos de  Estela de Carlotto y de Hebe de Bonafini, de Alicia Besada

Música: "Yo vengo a ofrecer mi corazón", de Fito Páez, interpretada por Mercedes Sosa


"AMANTE QUE ESCAPA", Vicente Molina Foix

He oído los cascos de un caballo
temblar en la colina.
No he hecho nada.

He comido raíces y el fruto de las bayas
que crecen sin provecho
entre las calaveras.
No me ha ocurrido nada.

He tocado la estela de tu cuerpo.
He visto nuestras cartas húmedas y arrugadas.
He pasado la lengua por los labios
que sólo a mí me cierras.
No he sentido nada.

(Vicente Molina Foix)

Pintura de Diego Dayer

"BUBÓLICA", Vicente Molina Foix

Arrancar florecillas
del campo
está hecho para nosotros.

Y saltar riachuelos
sin que el salto
nos impida seguir
con la mirada
los deslices plateados
del pez vivo.

Oír la esquila y ver
las nubes bajas
confundidas
con los recién nacidos
del rebaño.

Recostarse a la sombra
del arbolito
que apenas tiene
y observar cómo crecen
las crías de la reina
de las rapaces.

Una naturaleza pequeña
le conviene
a nuestro repentino
y algo escuálido amor.

(Vicente Molina Foix)

Pintura de John William Waterhouse

Mis poetas favoritos: VICENTE MOLINA FOIX

Vicente Molina Foix es un poeta, novelista y dramaturgo español, nacido en Elche, Alicante, el 18 de octubre de 1949. Licenciado en Filosofía, residió ocho años en Inglaterra donde obtuvo el Master de Artes de la Universidad de Londres en 1976, y entre esa fecha y 1979 fue profesor de Literatura Española en la Universidad de Oxford.

En 1979 regresó a España, y continuó con la creación literaria y como crítico de cine y televisión. Por su segunda novela "Busto" obtuvo el Premio Barral de novela 1973. En 1983 recibió el Premio Azorín por "Los padres viudos".

Molina Foix ha compaginado el trabajo literario con la enseñanza, como profesor de Filosofía del Arte desde 1984 hasta principios de los noventa en la Facultad de Filosofía y Ciencias de la Educación, de la Universidad del País Vasco.

domingo, 15 de febrero de 2015

"JUVENTUD", Mayte Dalianegra

Sus ojos
relucían como topacios
engastados en el calor
del mediodía;
eran los ojos
de la juventud.

Entonces
no sabían,
no sabían nada
acerca
de lo que tendrían que ver
a lo largo
de sus vidas.

Entonces
sólo veían la dulzura.

(Mayte Dalianegra)

Pintura: “El trabajo del amor perdido” (1885), Edwin Longsden Long
Safe Creative #1202281214599

Música: "Smell like teen spirit", Nirvana

"PAN Y ROSAS", Jaroslav Seifert

Entre dos polos se tensa el mundo
como la piel del asno.
La vida, entre dos cosas:
pan y rosas.

Se oye el mundo, redoblan los tambores.
Para cosas pequeñas, guerra grande.
Ganador y vencido vuelven a casa.
¿Qué distancia, qué distancia hay a casa?

Dos dados, dos palabras maravillosas,
en la corneta de la historia: pan y rosas.
Volver a tocar sobre el tambor volcado
moviendo con violencia la corneta en las manos.

Sobre la piel de asno del tambor de guerra,
para nuestro amor, el hambre y la muerte esperan.

(Traducción de Clara Janés)

Jaroslav Seifert

Pintura: "Naturaleza muerta con rosas, cerezas y pan", Ferdinand Georg Waldmüller

"CANCIÓN DE AMOR", Jaroslav Seifert

Oigo lo que no oyen los demás,
pies descalzos pisando terciopelo.

Suspiros bajo el sello de una carta,
el estremecimiento de las cuerdas, cuando no vibran.

A veces, huyendo de la gente,
veo lo que no ven los demás.

El amor, vestido con la risa
que se oculta en las pestañas, cubriendo los ojos.

Cuando aún tiene copos de nieve en los bucles,
veo florecer la rosa en el rosal.

Oí al amor partir
cuando unos labios por primera vez rozaron los míos.

Quién, sin embargo, detendrá mi esperanza:
ni siquiera el miedo al desengaño,

para que a tus rodillas no se ponga.
La más hermosa suele estar loca.

(Traducción de Clara Janés)

Jaroslav Seifert

Pintura de Eric White

"CANCIÓN", Jaroslav Seifert

Agita un pañuelo blanco
el que se despide.
Cada día acaba algo,
acaba algo muy hermoso.

La paloma mensajera bate el aire con las alas,
de vuelta a casa.
Con esperanza y sin esperanza
siempre volvemos a casa.

Sécate las lágrimas
y sonríe con los ojos llorosos,
cada día empieza algo,
empieza algo muy hermoso.

 (Traducción de Clara Janés)

Jaroslav Seifert

Pintura:"The internationalist", Jennifer Nehrbass

"APAGAD LAS LUCES", Jaroslav Seifert

En silencio. Que no se caiga el rocío
que tiembla en la punta misma de las pestañas;
sin hacer ruido, silenciosamente, sin patetismos,
a aquella noche le digo: no fuiste de las peores.

Con las alas de la guarda
de las tinieblas, no nos envolvió tu ángel,
que con nosotros estaba, oh noche seria
después de frívolas noches, con violencia.

Y el grito que por tu alfombra se extiende
cuando de horror las manos nos estrechamos,
ese espantoso grito que puede oír cualquiera todavía,
una llamada dulce es para mí.

¡Apagad las luces! que no se caiga el rocío
que tiembla en la punta misma de las pestañas;
sin hacer ruido, silenciosamente, sin patetismos,
digo: cuál, cuál era la claridad

de aquella noche en que todo oscureció,
en que todos como sombras
en su tronco se encogieron.
Sé bien, sé muy bien que entonces habría sido mejor
oír el estruendo.

(Traducción de Clara Janés)

Jaroslav Seifert

Pintura de Tiina Heiska


Mis poetas favoritos: JAROSLAV SEIFERT

Jaroslav Seifert (Praga, 23 de septiembre de 1901 – Praga, 1986), fue un poeta y periodista checo. Considerado uno de los más grandes poetas checos contemporáneos; obtuvo el premio Nobel en 1984. Fue activo inspirador de los principales movimientos vanguardistas checos, entre ellos el llamado "poetista". Miembro fundador, en 1921, del Partido Comunista checoslovaco, rompió con él después de viajar a la Unión Soviética en 1929, y fue fervoroso luchador contra la ocupación nazi.

Seifert participó en 1920 en la constitución del grupo Deveetsil, de fuerte influjo en la literatura checa posterior, que combinaba la adscripción a los principios de la revolución rusa y a los movimientos futurista y dadá. Con este aliento publicó su primer libro de poemas, Ciudad en lágrimas (1921), para derivar hacia una actitud estéticamente más radical y adversaria de las doctrinas soviéticas en El amor mismo (1923), obra que materializa los principios del "poetismo".

En los años siguientes, sin abandonar la colaboración con los movimientos y publicaciones socialistas, profundizó el vanguardismo de su creación poética en títulos como En las ondas (1926), El ruiseñor canta mal (1926), donde ya se percibe una visión del mundo acusadamente pesimista, y Paloma mensajera (1929). En la década de 1930, a medida que la situación política y social se degradaba, derivó hacia el clasicismo y su voz se tornó más clara y contundente.

El título que señala dicho giro es Manzana de regazo (1933), con el que el poeta dio por terminada su fase juvenil para convertirse en el gran maestro del verso musical y expresivo, que le granjearía una gran popularidad. Las manos de Venus (1936) y Primavera adiós (1937) son libros que responden a esa tendencia.

Bajo ocupación alemana y con el inicio de las confrontaciones militares en Europa escribió versos patrióticos y antifascistas como en Ocho días (1937), Apagad las luces (1938) o El abanico de Bozena Nemcová (1940). La Praga ocupada es la ciudad a la que canta en títulos como Vestida de luz (1940) y Puente de piedra (1945). Continuó escribiendo y publicando después de la guerra, pero, tras pronunciar un discurso crítico contra la política cultural impuesta por el régimen estalinista, fue condenado al ostracismo durante años.

Reapareció en 1965 con Concierto en la isla, libro al que siguieron otros como El cometa Halley (1967) y La fundición de las campanas (1967). Poco después se hizo cargo de la dirección de la Unión de Escritores, tribuna desde la que condenó la invasión soviética de su país, en 1968, tras lo cual volvió a encontrarse en dificultades, por lo que hubo de publicar algunos libros en Alemania. Fue firmante de la Carta 77 en favor de los derechos humanos en Checoslovaquia. Sus memorias aparecieron en 1983 con el título Toda la belleza del mundo, y ese mismo año, uno antes de recibir el Nobel, apareció su último poemario, Ser poeta.

Residió en el Callejón del Oro, en Praga,  y murió el 10 de enero de 1986.

Entre sus obras más importantes destacan: Las manos de Venus, 1936, Vestida de luz, 1940, Madre, 1954, Concierto sobre la isla, 1965, El beso de despedida, 1965, El anillo de la madona de Trebon, 1966, Cantos sobre Praga, 1968, Paraguas en Picadilly, 1979.

 Extraído en parte de Biografias y Vidas

domingo, 1 de febrero de 2015

"PODRÍA DEJAR", Mayte Dalianegra

Podría dejar
que te fueses tras de otras faldas,
a pesar de que —salvo las de Marilyn—
nunca miraste
más piernas que las mías.

Podría dejar
que te embarcases en un velero
y recorrieras el mundo sin mí
o que ascendieses a las cumbres albinas
de los ochomiles,
sin atarme a tu cordada.

Podría dejar
que te fueses
—si eso te procurase alguna felicidad—,
pero allí a donde el destino
quiera arrastrarte con su cadena,
allí, amor mío,
no puedo dejar
que te vayas sin mí.

(Mayte Dalianegra)

Pintura: “Prometeo” (1868), Gustave Moreau

Safe Creative #1202281214599


Música: "Blue", The Verve

"CERRÉ LA PUERTA", Ana María Moix

Cerré la puerta. Bajé las escaleras. Tropecé con el sereno
y se rompió el silencio. Le supliqué con un gesto que no lo dijera
y lo dijo: "Hoy no vienen, señorita; no les toca ". Y aún no habia
vuelto yo la esquina oí como le iba con el cuento al guarda de la
taberna: "Está loca esa chica. Cada día, a las doce,
baja para abrir la puerta a los muertos". Tuve que retener
a tío Jacobo que quería retarle a un duelo. Tío Jacobo murió
antes del 36 y no estaba acostumbrado a la mala educación de los
serenos para con las señoritas.

(Ana María Moix)

Pintura de Cayetano de Arquer Buigas

"NANCY FLOR BAILARÁ SIEMPRE", Ana María Moix

Nancy Flor bailará siempre
porque Johnny ya murió.
Un bribón le dio la muerte,
nadie sabe a dónde huyó.

Fue testigo un pistolero
rey en los bares de New York,
pasado luego a carcelero
contó la historia en un block.

Jim, Johnny y Nancy Flor
tres personajes de antología,
de apología,
extraña historia del terror.

Ella tenía los ojos grises,
Johnny pintaba flores de azahar,
Jim era dulce, un soñador.

Ella bailaba todas las noches,
Jim la soñaba en un bazar
rodeada de otros muñecos
que la adoraban por su candor.

Eran hermanos los dos adoradores de Nancy Flor.

Por la calle caminaban
los tres en silencio,
mas el corazón no calla, traidor.
Y Jim lo supo.
Daban las doce en el cuco.

Caía el sol en la acera
y Dulce Jim vio un gran amor
en las dos sombras de Johnny y Nancy Flor
unidas a ras de tierra.

El dolor apenas quema
cuando nada queda en el hueco
de un antiguo corazón.

El asesino huyó de la justicia
pero le persigue el eco
de una loca ilusión
que con diabólica malicia
persiste en tener razón.

Una flor era Nancy para Jim,
mas una flor pintada antaño
por un solo enamorado
que no fue Jim, sino John.

(Ana María Moix)

Pintura de Tamara de Lempicka

"UN HOMBRE TRISTE SU BARCO...", Ana María Moix

Un hombre triste su barco: Alegre, ése fue Jim. Dulce conmigo, mas no risueño; qué corazón.

Jim en el parque, y sin sombrero. Ay dios, qué miedo si es un matón. Ay dios qué pena, si un día parte como llegó.

Tiene los ojos rojos y on the sea mira como un traidor. ¿Serás payaso?, dije, y sobre el césped se revolcó. Y eso que no soy niña que con desconocidos antes hablara yo.

Cortaste lirios en las praderas y a Johnny mataste en Nueva York. Fue por amor: bailaba en Broadway Nancy Flor.

Ah, Dulce Jim qué consuelo cuando los adolescentes se enamoran y de esquina en esquina les nace en el pecho un corazón.

Dulce Jim vendrá mañana
y nos trae la ilusión.

Un amor tiene cualquiera
pero Dulce Jim, no.

Una ilusión es la quimera de su roto corazón: que, con la primavera a puerto su barco arribará y, en los parques de las ciudades, historias a las muchachas cantará: la del príncipe y la chica fea, la flor de Nancy, la habanera, y Johnny el Prometedor.

Un amor tiene cualquiera
mas Dulce Jim, jamás.

¿Si muere Jim, llorarás tú? Va preguntando a las mujeres, arrabaleras, niñeras, quinceañeras.

Parte su barco, rojo por dentro, antes de oír el sí o el no. Ya las respuestas no Je interesan. Ya nunca baila en Broadway Nancy Flor.

Es Dulce Jim un alma en pena,
mi gran amor,
es un farsante,
un caminante,
un peripuesto hablador,
un traficante de corazones,
un triste amante de Nancy Flor.

Y tiene un perro que ladra fuerte cuando regresa de madrugada al barco que fue de Johnny y de su amor.

(Ana María Moix)

Pintura de Jack Vettriano

"ANDANDO EL TIEMPO SE VERÁN LAS CARAS", Ana María Moix

Andando el tiempo se verán las caras, esos que gritan por las esquinas viva la revolución. Degeneramos, compañeros. Preguntad al mozo de telégrafos si le gusta la historia de Rossy Brown.
Rossy partió bajo la luna, una noche de fiesta en casa de Míster Brown. Un caballero la envolvió en su capa y a sus sueños la llevó.
Regresó luego, triste y perdida, y a los pies de la mamá sollozó: Yo no sabía qué me decía aquella noche, verbena de San Juan, cuando dije estoy cansada y tengo sueño, mañana ya os veré. Tengo una herida y un hijo muerto. Sólo su capa Jim me dejó. Era mi dueño, y aunque lo digan, Jim nunca fue salteador.
Lo saben Rossy y la cocinera que en el ajo estuvo en la ocasión: Jim vuelve siempre. De madrugada su canción canta a las muchachas de negros ojos y dulce voz:
Un amor tiene cualquiera
pero Dulce Jim, no.
Y es que el mozo de telégrafos está enamorado, y no sabe qué hacer para que la hija de la portera entienda que no es muchacho del montón.

(Ana María Moix)

Pintura de Tamara de Lempicka

Mis poetas favoritos: ANA MARÍA MOIX

Ana María Moix Meseguer (Barcelona, 12 de abril de 19472 - Barcelona, 28 de febrero de 2014) fue una poetisa, novelista, cuentista, traductora y editora española, hermana menor del escritor Terenci Moix (1942-2003).

Estudió Filosofía y Letras en la Universidad de Barcelona, y fue activa dentro de la poesía española contemporánea, siendo una de los nueve novísimos poetas españoles.

Ganó notoriedad al ser incluida —la única mujer— en 1968 por José María Castellet en Nueve novísimos poetas españoles, "la gran antología poética que instauró de manera bastante provocativa y espectacular una nueva poesía joven que se alzó contra la social, realista y comprometida que se había impuesto lenta y trabajosamente a lo largo de la dura primera posguerra española".

En los cinco años siguientes, de 1969 a 1973, publicó tres poemarios —Baladas del dulce Jim, Call me stone y No time for flowers—, que más tarde serían reunidos en A imagen y semejanza; dos novelas —*Julia y Walter ¿por qué te fuiste?—, un libro de relatos —Ese chico pelirrojo a quien veo cada día—, un libro infantil —La maravillosa colina de las edades primitivas—, una recopilación de sus artículos —Veinticuatro por veinticuatro— y su primera traducción —La Semana Santa, de Louis Aragon—, además de ganar su primer premio.

Posteriormente dejó de publicar ficción propia durante más de diez años, excepto por el libro infantil Los robots. Las penas (1982), hasta reaparecer con su segundo libro de cuentos, Las virtudes peligrosas, que ganó el Premio Ciudad de Barcelona 1985. Después publicó otra novela, Vals negro, y dos recopilaciones de relatos.

Tradujo decenas de libros, principalmente del francés (Aragon, Samuel Beckett, Marguerite Duras, Amélie Nothomb, Françoise Sagan, entre otros autores).

Formó parte (1976-1979) del equipo que publicaba la revista Vindicación Feminista.

Dirigió las colecciones de poesía y relatos de las editoriales Plaza & Janés y Bruguera.

En 1997 fue una de las firmantes del manifiesto de Foro Babel.

Entre 2006 y abril de 2010 fue directora de la Editorial Bruguera.

Falleció el 28 de febrero de 2014 en Barcelona a los 66 años, víctima de un cáncer.

Sus poemarios son: Baladas del dulce Jim, El bardo, 1969; con prólogo de Manuel Vázquez Montalbán, Call me Stone, 1969, No time for flowers y otras historias, Lumen S.A., Barcelona, 1971, A imagen y semejanza, 1983, que recoge su producción poética hasta ese momento.

Obtuvo los premios: Vizcaya de Poesía 1970 por No time for flowers. Ciudad de Barcelona 1985 por Las virtudes peligrosas. Ciudad de Barcelona 1995 por Vals negro y Cruz de San Jorge (2006).
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...